martes, 21 de julio de 2015

A 39 años de El Apagón

El mejor homenaje a nuestros compañeros desaparecidos es la cárcel a BLAQUIER y a MILANI
Blaquier, probado cómplice de la última dictadura militar en el país, logró que la Cámara Federal de Casación Penal revea su procesamiento, aquel en el cual se lo imputa por complicidad en el secuestro y desaparición de personas durante la tristemente célebre “Noche del Apagón”. Esto sólo puede ser posible cuando hay connivencia entre las patronales y el estado.
Carlos Blaquier logra su absolución, no sólo de mano de un fallo judicial, sino también de una campaña de presión por parte de intendencias jujeñas kirchneristas que se encolumnaron detrás del empresario y organizaron marchas bajo el pretexto de defender los puestos de trabajo.
El hecho de que Blaquier, junto a Alberto Lemos, haya logrado la absolución, es la muestra cabal de los vínculos empresariales con los gobiernos de facto y también con los “democráticos”.
Blaquier “Cristinista”
El reconocido “cristinista”, declaró y aseguró “que pocos gobiernos como el actual han defendido tanto a la industria nacional”
El empresariado nacional amasó fortunas durante “la década ganada”, lo que contrasta con los índices brutales de pobreza y de indigencia, como aquellos arrojados por la encuesta de la universidad católica, que a su vez desnudan las cifras falsas que da el Indek. El crecimiento de las malas condiciones de vida obedece a los despidos, la falta de creación de empleo y los bajos salarios y jubilaciones. Entre los trabajadores que están en negro o precarizados, el índice de pobreza es del 55,7 %, y entre los trabajadores formales o en blanco la cifra es del 34,1 %. Más de un tercio de las familias obreras es pobre.
En este sentido, la clase social que instigó el golpe y sigue rigiendo los destinos del país, la burguesía, reclamará medidas contra los trabajadores ya que la continuidad de este “modelo” es prioridad para sus ganancias. El 2016 traerá consigo reclamos de ajuste y devaluación. Scioli, Macri y Massa, o sea, los “jinetes del ajuste”, así como Fellner y Morales aquí en Jujuy, son los personeros de estas futuras medidas.
Renuncia de Milani, triunfo popular
El kirchnerismo llega a su fin y “la renuncia” de Cesar Milani a la jefatura del ejército es una victoria de los luchadores populares y de todos los organismos de derechos humanos, que venimos luchando contra la impunidad de ayer y de hoy. Por lo tanto, es también una victoria de todos nuestros compañeros desaparecidos de Calilegua y Libertador Gral. San Martín.
Denuncias y pruebas judiciales contra el genocida Milani durante el Operativo Independencia y bajo la última dictadura militar hicieron cada vez más insostenible su situación.
La consigna popular “Fuera Milani” le impidió al gobierno de “los Derechos Humanos” sostener la posición del genocida. Sin embargo, el kirchnerismo, junto a la justicia federal, se jugará hasta el final para “salvarlo”. Ya lo demostró cuando le entregó a Milani los resortes del aparato de inteligencia del estado para “la lucha contra el narcotráfico” y la aplicación de las leyes antiterroristas, acompañado de un gigantesco presupuesto. O como cuando Cristina llamó a los argentinos a “quitarnos los prejuicios contra los militares”.
El ajuste económico, más el intento por parte del gobierno de rehabilitar las fuerzas armadas, políticamente en ruinas, es una orientación estratégica contra la cual debemos dar pelea, como así también a todo tipo de manipulación sobre los organismos de derechos humanos.
Desde el Partido Obrero en el Frente de Izquierda y de los Trabajadores llamamos a seguir movilizándonos, sin depositar un gramo de confianza en el gobierno K y la Justicia, unidos por múltiples vínculos a los Blaquier.
Por esto mismo decimos que el mejor homenaje a los compañeros desaparecidos es:
¡LA CÁRCEL A BLAQUIER, A MILANI Y A TODOS LOS RESPONSABLES!
¡ABAJO LAS LEYES ANTITERRORISTAS Y EL PROYECTO X!
¡BASTA DE IMPUNIDAD!
MÁS QUE NUNCA ¡NO OLVIDAMOS, NO NOS RECONCILIAMOS!